OBRA DE ACCESIBILIDAD SIN PRECEDENTES EN LA COMUNIDAD VALENCIANA


Grupo Teldomo reanuda, de la mano de Ascensores KONE, una obra de accesibilidad que creará precedentes para ofrecer una mejor calidad de vida a muchas comunidades.

Tras casi 14 años de pleitos entre comunidad de vecinos y administraciones, el Tribunal Supremo dictaminó sentencia a favor de la comunidad y, a finales de 2017, el ayto. de Alboraya le concedió la licencia de obra.

Ese mismo año se iniciaron las obras con una constructora ajena a Grupo Teldomo y, por razones que desconocemos, en mayo de 2018 se decide cesar la actividad, quedando la obra inacabada.

Tras varios meses de negociación con los propietarios, se alcanza un acuerdo para retomar esta obra y Ascensores KONE nos plantea un auténtico reto, reconducir una obra que marcará un antes y un después en el sector de la accesibilidad.

El reto, y lo especial, de esta obra es que gracias a la sentencia del Tribunal Supremo se va a permitir la instalación de un ascensor ocupando espacio público.

Desde Grupo Teldomo creemos que gracias a esta obra muchas comunidades van a verse beneficiadas y podrán solicitar la instalación de este tipo de ascensores, ya que son muchos los propietarios e inquilinos que todavía tienen problemas para acceder a su propia vivienda por la negativa de las administraciones.

Desde aquí queremos agradecer a la dirección general de Ascensores KONE de la Comunidad Valenciana y a la Junta de Gobierno de la Comunidad (propietarios, presidentes y administradores) la confianza depositada en nosotros al poner en nuestras manos un proyecto de esta envergadura.

Todos y cada uno de los miembros del grupo estamos comprometidos al 100% con esta obra y con el desafío que ello supone, ya que trabajamos cada día por adaptarnos a las nuevas necesidades y mejorar nuestra competitividad y capacidad de trabajo.

Os dejamos un documento gráfico del momento en que retomamos la obra y, muy pronto, publicaremos más imágenes de la obra ya finalizada al momento de la entrega.